Marketing & Social Media

Xavier Badia

Marketing & Social Media

Xavier Badia

El Brexit es de todos

El pasado 23 de Junio el Reino (des) Unido voto a favor de irse de Europa, de alejarse y volver a ser sólo ellos. De hecho, ellos siempre han sido muy suyos: conducen y tienen el volante al otro lado, tienen su peculiar policía, son los creadores del fútbol y por mencionar otra curiosidad más, el Reino Unido es el único país del mundo cuyos sellos no incluyen el nombre del país.

Pero dejando a un lado todo esto, el Reino Unido se irá de las instituciones Europeas. Y lo harán porque han hecho lo que es la base de la democracia: escuchar al pueblo. Otra cosa, son las grandes campañas de imagen y marketing tanto de los partidarios del “Remain” como del “Leave”, con mentiras tan exageradas para irse de Europa que Pinocho difícilmente se las creería. Pero ellos son diferentes, ellos son Británicos.

Ahora está por ver el efecto dominó, que según parece coge más fuerza después de ver las repercusiones en otros países en Europa. Como lo son en Francia o Holanda, por lo que existe riesgo de otros “Brexits”. También está por ver ahora a los Austriacos que repetirán elecciones, en un movimiento sin precedentes para este pequeño país en el centro de Europa.

Quien queda “aturdido” además del Reino Unido en sí, es Europa. Habrá que repensar qué lazos se quieren tener entre los Europeos. Dejarlo como hasta ahora no será la solución porque en un futuro próximo podría ocurrir en otro país otro Brexit y entonces no habría solución (si es que la hay aún).

Tenemos que partir de que Europa no es Estados Unidos, aquí hay ese sentimiento de ser de un país o de otro más que en Estados Unidos. Aquí hay una historia, un pasado que aprieta más a unos que otros. Aquí hay culturas diversas muy arraigadas. Hay una identificación con unos colores diferentes al del vecino de la esquina.

Por lo que, siempre he creído que si se quiere unificar Europa de verdad, se tendrá que optar por la “Europa de las Regiones”, dar voz y voto a todas las realidades nacionales, darles apoyo y quererles, que todos tributemos fiscalmente igual o que todos tengamos salarios “parecidos” por poner algún ejemplo. Además, desde un Parlamento donde haya un Presidente para todos los Europeos por igual. O mejor aún, que dicho Presidente pueda estar tranquilo tanto en Saint Dennis (París) viendo la final de la Eurocopa como en el Allianz Arena (Múnich) viendo un partido del Bayern sin miedo a perder votos (por poner algún ejemplo a modo futbolístico-español).

Porque si no, si se sigue por el mismo camino, el “Brexit” será de todos.

 

(Artículo original de LaVanguardia.com)

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »
', 'auto'); ga('require', 'displayfeatures'); ga('set', 'forceSSL', true); ga('send', 'pageview');